Laumont cierra el año fiscal de la pandemia con una facturación de 21 millones de euros - BEST!N Food #21

Laumont cierra el año fiscal de la pandemia con una facturación de 21 millones de euros

La empresa, que es referente mundial en la venta y distribución de trufas y setas, ha hecho balance de su último año, marcado por los efectos de la pandemia.

Laumont ha cerrado su año fiscal reportando una facturación de unos 21 millones de euros. Un resultado que rompe la dinámica positiva que había llevado la empresa durante los últimos años (la facturación ha caído un 15% respecto al año fiscal anterior a la crisis del covid). A pesar de esto, los resultados se valoran positivamente, ya que se ha obtenido una rápida mejora después del bache que sufrió el sector a partir de marzo de 2020.

El efecto del covid fue devastador. Los primeros días de confinamiento forzaron a la empresa a realizar prácticamente una parada total de su actividad, ya que todo el producto fresco que se estaba vendiendo dejó de tener demanda. Después de unas semanas de incertidumbre y constatar el efecto que la bajada de demanda del mundo de la restauración tuvo sobre el sector, Laumont volvió a arrancar progresivamente y se planteó diferentes estrategias de expansión para recuperar el terreno perdido.

Por un lado, se materializó, después de varios años de trabajo, la introducción en el canal retail, hecho que supuso la entrada en los principales supermercados del país e incluso en grandes superficies de países europeos como Alemania. Paralelamente, también se potenció la apertura de un canal de venta online para consumidores particulares (www.laumont.shop) y otro para negocios como restaurantes, tiendas y distribuidores (www.laumont.es). Este canal también ha permitido la internacionalización de las vendas online, con webs de venta en Francia, Inglaterra e Italia.

Estas iniciativas, junto a la actividad habitual de exportación y ventas en los principales mercados estatales (Mercabarna, Mercamadrid y Mercabilbao), han aportado una optimización y modernización de sus propios recursos y procesos. Por ejemplo, se han hecho grandes inversiones en maquinaria de última tecnología para mejorar el control y la seguridad alimenticia en la fábrica de selección de setas que la empresa tiene en Valladolid. Estos cambios han dado mucha confianza a los clientes retail y han sido claves para la consolidación de Laumont en este canal de venta.

Joan Casals, gerente de Laumont, cree que el sector de la trufa crecerá durante los próximos años. “Cada vez hay más plantaciones y debemos ser conscientes que España es el principal productor de trufa negra del mundo“ explica Casals. También cree que “el aumento en la oferta de trufa negra que habrá en los próximos años  será positivo, ya que los precios serán más asequibles y se incrementará el número de consumidores habituales de este producto tan exclusivo a día de hoy”.

Laumont ha constatado que desde inicios de 2021 el optimismo ha vuelto a los mercados nacionales e internacionales y prevé que de cara la campaña de otoño se recuperará el nivel de ventas de un año “normal”.